Día 1 – Mitos y definiciones de los afiliados — CrakRevenue’s Masterclass

Bienvenido al Día 1 de nuestra Masterclass.

Estás recibiendo este correo electrónico en español porque hemos detectado que tu navegador está en español. Si deseas leer la Masterclass de Afiliados en inglés, puedes acceder aquí. Ten en cuenta que la Masterclass para Afiliados es la única campaña que hemos traducido en varios idiomas. No obstante, no dudes en escribirnos en tu idioma si te resulta más fácil, y adaptaremos nuestra respuesta adecuadamente 

A menudo oímos “Gana dinero fácil en línea”, “Haz miles de millones desde tu sofá”, “Cómo construir una fortuna siendo un padre soltero de trece hijos sin piernas, pero con una conexión a Internet…”.

Y al final del día, ¿no queremos todos eso (menos los problemas de piernas)?

Sabemos que tienes el sentido común de saber que algunas cosas en la vida son demasiado buenas para ser verdad, y que estos anuncios son a menudo engañosos. La mayoría de estos anuncios quieren hacerte creer que se puede conseguir dinero rápido y grande sin ningún esfuerzo real.

FALSO.

Si bien es cierto que un buen número de personas han encontrado el éxito con ingresos en línea, tienes que entender que para muchos, se necesitan años de trabajo duro y la experiencia para llegar a este punto.

Pero parece que estás listo para ponerte manos a la obra y empezar a aprender, o no estarías aquí leyendo esta Masterclass, ¿verdad?

Sigue con nosotros y aprende cómo los mejores afiliados de las verticales para adultos consiguieron su trozo de este pastel de mil millones de dólares.

Mitos

1 — Es fácil

Ya lo hemos dicho antes: no es fácil. Al igual que en cualquier otro negocio, deberás esforzarte si quieres ver resultados. No hay ningún embrujo: se trata de perseverancia, dedicación y de aprender a adaptarse.

El sector del marketing de afiliados soporta una afluencia constante de nuevos afiliados, una de las razones es lo duro que puede ser, especialmente cuando se está empezando.

Aquí está la verdad que tal vez no quieres oír:

  1. Es un proceso que requiere mucho tiempo
  2. Es competitivo
  3. Es muy dinámico

Así que si te tomas en serio este modelo de negocio, prepárate para afrontar, y con suerte superar, muchos retos.

2 — Es un plan para “hacerse rico rápidamente

¿Quién no quisiera hacerse rico a la primera? Vemos cómo algunos súper afiliados están haciendo mucho dinero —a veces hasta 100.000 dólares al mes o más— y pensamos que nos podría pasar a nosotros de la noche a la mañana. Queremos presumir de haber comprado el último modelo de Tesla o hacernos un selfie con nuestra McMansion.

En realidad: los súper afiliados, o cualquier afiliado exitoso (que gane dinero en Internet), han trabajado mucho para llegar al punto en el que se encuentran. Si estás escribiendo un blog, las ventas sólo pueden aparecer después de los 3—6 meses.

¿Te das cuenta del problema?  

Despertar de esta “pesadilla” dándote cuenta de que el marketing de afiliación lleva tiempodedicaciónplanificación y esfuerzo, no es exactamente lo que se llama gratificación instantánea, ¿verdad?

3 — Una vez que te has establecido, todo son ingresos pasivos

Imagínate esto: Estás tumbado en una playa de arena blanca (o bañándote en una piscina en la azotea), tomando una copa mientras ves crecer tu cuenta bancaria, sin hacer nada más que disfrutar de la vida.

Bonito, ¿verdad? La verdad es que, a no ser que te toque la lotería, es poco probable que seas tú.​

Puede que los ingresos pasivos sean el objetivo final que persigas, pero has de saber que eso no existe. Los afiliados tienen que adaptarse, por muy lucrativas que sean sus campañas, blogs, etc. Los costos de mantenimiento para seguir siendo competitivos son REALES.

¿Sorprendido? Hay literalmente millones de predadores en esta jungla que llamamos Internet, a veces a la caza de la misma presa, dispuestos a vencer a la competencia a toda costa.

Así que mientras tú te relajas, otros están ideando nuevas estrategias para dejarte sólo con los huesos que roer.

Hablemos de afiliación a partir de ahora, ¿de acuerdo?

Las palabras “marketing de afiliados“, “conversión“, “proveedor“, “CTA” y “monetización de tráfico” pueden ser algunas de las más utilizadas en el negocio, pero ¿sabes realmente lo que significan?

Empecemos con un par de definiciones para asegurarnos de que hablamos el mismo idioma y nos referimos a las mismas cosas.

Marketing de afiliados

“El marketing de afiliados es el proceso de ganar una comisión promocionando los productos de otras personas (o empresas). Encuentras un producto que te gusta, lo promocionas a otros y ganas una parte de los beneficios por cada venta que realices.” 

FuentePat Flynn’s Smart Passive Income

Ya sabemos que el marketing web consiste en mostrar un producto o servicio para influir en los usuarios de la web. El marketing de afiliación se construyó sobre este mismo principio, con un giro importante: se basa en el rendimiento de la conversión.

En otras palabras, significa que sólo se cobra cuando un visitante completa una acción deseada (es decir, se registra en un sitio, paga por algo, etc.) y eso es lo que se llama una conversión. Los objetivos deseados pueden variar, pero el más común es convertir a un visitante de la web en un cliente de pago.

¿Cómo funciona?

Tú, el afiliado, envías tráfico al producto del anunciante promocionando uno (o varios) productos/ofertas. El anunciante, a cambio, te pagará una comisión por cada acción realizada por sus visitantes. Es importante tener en cuenta que, aunque el proveedor o proveedores te paguen por determinadas acciones (es decir, te paguen por cada lead enviado a un sitio de webcams, o por hacer que un visitante vea un determinado vídeo) él sigue esperando, a cambio, un lead cualificado que genere ventas para su empresa.​

¿Qué es un nicho?

Un nicho es un segmento más pequeño de todo un mercado. Tendrás que encontrar el nicho con el que te interesa trabajar, porque intentar dirigirse a toda la población y promocionar una gran gama de ofertas probablemente no te dará los resultados que esperas.

Aquí tienes algunos consejos:

  • Encuentra el público adecuado para tu contenido
  • Visita la sección de etiquetas de los sitios web para detectar contenidos populares
  • Utiliza títulos llamativos y relevantes
  • Encuentra y construye contenido original e interesante para compartir
  • Utiliza Google para encontrar elementos de búsqueda populares o palabras clave

Después de un tiempo utilizando un sitio basado en un nicho, obtendrás tráfico orgánico dirigido sin tener que pagarle a nadie, o entrar en la compra de medios para conseguir visitantes a tu sitio.

También puedes construir una lista de correo electrónico utilizando un simple imán de correo electrónico en tu sitio, o mostrar anuncios y ofertas en tu página que están relacionados con el nicho al que estás apuntando.